Desde la primera vez que pisamos el Complejo Turístico Rural El Solitario en Baños de Montemayor, supimos que estábamos en uno de los lugares más bonitos, originales y completos que se puede ofrecer al turista para hacerle sentir satisfecho con sus vacaciones en Extremadura.

El CTR El Solitario ofrece la posibilidad de elegir entre diferentes tipos de alojamiento que lo convierten en un lugar versátil y apropiado tanto para adultos como para jóvenes y niños/as, grupos, familias, parejas o incluso para ir solo a disfrutar un buen descanso. 

20120223223853-de26ff8f

Este complejo cuenta con piscina, restaurante, cafetería, canchas deportivas, rocódromo, granja y amplias zonas comunes, un albergue de 55 plazas, 4 casitas rurales, 5 apartamentos, 9 chozos (4 de ellos con dos plantas) y 2 “Chozos con Encanto”, creados para parejas con un moderno jacuzzi en el baño que disfrutan en exclusiva durante su estancia. Ver en persona uno de estos “Chozos con Encanto” es quedarte inmediatamente prendado del lugar y convencerte de venir en cuanto puedas a celebrar el amor en pareja. Y eso fue lo que hicimos, que no somos partidarios de esperar a la jubilación para aprovechar todo lo hermoso que nos ofrece la vida…Una escapita corta pero intensa y fortalecedora, difícil de olvidar…

Al llegar, tomamos un cortado en la Cafetería del complejo mientras charlamos y disfrutamos de la amable recepción de Bea y su familia (propietarios del recinto). Tras acomodarnos, pasamos unas horitas en la piscina refrescándonos, tomando el solecito, leyendo sobre las estrellas, y escuchando las anécdotas que nos cuenta una simpática pareja de peregrinos cordobeses que están realizando el Camino de Santiago y también hacían aquí una parada de descanso.

solitario2

Aprovechando el buen tiempo, comimos frente a las montañas en la terraza de verano del Restaurante: ensalada campera de naranja, una sabrosa parrillada de carne a la brasa (de cochinillos y cabritos criados en la propia finca) acompañada por unas copitas de vino y pan con alioli. Para el postre, un flan de cuajada con queso (postre especial de la casa) y una tarta de queso casera de las que consiguen que dejes el plato como un espejo. Entre los dos, 34€, un precio bastante módico teniendo en cuenta tanto la calidad de la comida como la belleza del entorno.

Por la tarde, nos acercamos a la granja a saludar y dar las gracias a los animalitos que allí están siendo felizmente criados y contemplamos la puesta de sol admirando las magníficas vistas del pueblo que hay desde allí. Y con la marcha del sol, llega la hora de encender las velas…una cena íntima y la deseada sesión de jacuzzi: envueltos en colores de cromoterapia y el humo de nuestro incienso favorito, vamos rotando por las cuatro esquinas del jacuzzi, ya que cada una tiene chorros de presión en diferentes posiciones e intensidades, jugamos y experimentamos con nuestros cuerpos, dónde la presión del agua nos alivia algún dolor, dónde nos hace cosquillas, dónde nos relaja más… nos secamos, un masajito con aceite, el beso de la última copa de vino y en un profundo abrazo pasamos la noche como los dioses del paraíso personal en que se ha convertido este Chozo con Encanto para nosotros.

solitario1

Si tú también quieres experimentarlo, echa un vistazo a la visita virtual y las tarifas del CTR El Solitario. ¡No es un sueño imposible!